Miami, Florida, martes 30 de noviembre del  2010 (Escribe HMRE) El Pastor nicaragüense Ausberto Escobar predicó el domingo en reemplazo de la amada Pastora Lidia Rodríguez que estuvo de viaje en el extranjero. En sus palabras el Siervo de Dios destacó que el Señor nos hace un llamado a renunciar a la vida que hemos tenido hasta hoy  y que busquemos conocer  la Palabra de las Santas Escrituras para que haya cambios apostólicos en nuestras vidas e iglesia.

Habló de Martín Lutero que trajo la reforma protestante lo cual fue un cambio de oscuridad a la luz. El  tuvo que renunciar a un proceso y a una estructura vieja para aceptar lo nuevo del Espíritu Santo. Agregó: “Todos necesitamos tener cambios. Dios nos está llamando a renunciar a lo viejo. No nos conformemos con lo que hemos vivido hasta hoy”.

Luego se refirió a un pasaje de la Biblia, Romanos 12:1-2. Mencionó asimismo que reformarse es renovarse espiritualmente. “Hoy puede haber un cambio de actitud hacia Dios y hacia ti mismo. El Señor nos quiere hablar de una reforma espiritual y de cosas que no están funcionando bien en nuestras vidas. A veces por fuera se ven bien pero por dentro existen cosas que no están trabajando de acuerdo al proceso de Adonai”, indicó.

Señaló que deseaba compartir varios puntos que el Espíritu Santo nos habla a través del apóstol. “Para que lo lleve en su corazón. Para dejar que el Señor haga lo que desea hacer. Es importante que reconozcamos que necesitamos cambios. Dios dispone su misericordia para con nosotros”.

Luego indicó. “Sabemos que tenemos que buscar al Señor, no por agradar a alguien. Hay una gran disposición de Dios. Él nos hace un llamado para que reflexionemos del porque las cosas nos están saliendo mal. Nosotros podemos hacer que salgan bien en nombre de Dios”.

Ese llamado es por la misericordia del Altísimo. El nos ha dado su palabra, las armas y herramientas. La presencia del Espíritu Santo, su palabra profética. En Ministerios El Buen Pastor Internacional suceden cosas extraordinarias. No sé si ocurrirá en otros templos, pero aquí Dios se manifiesta y nos da pautas a través de su Palabra. Dios nos exhorta a que tengamos disposición para cambiar. El está esperando una respuesta suya.

Solicitó Romanos 13:12 “La noche está avanzada, y se acerca el día. Desechemos, pues, las obras de las tinieblas, y vistámonos las armas de la luz”. “Por eso -agregó- hay que desechar lo viejo para ponernos lo nuevo. El tiempo avanza y qué está haciendo con su vida, qué hace a nivel cristiano”.

Hay que perseverar en las cosas de Dios. Algunos hermanos tienen el hábito de llegar a las 12 meridiano. El servicio comienza a las 11:00 de la mañana. Le damos al Señor mendrugos cuando a Dios tenemos que darle lo mejor. Como dice el himno: “Te daré lo mejor de mi vida”. Lo entonas pero no lo vives. Le das lo que te sobra. Este mensaje no es para el que no vino, es para ti.

En su prédica el Pastor Escobar exhortó y rogó a tener un compromiso con Dios porque: “Jehová quiere prevenirnos antes de que acudamos al médico. Muchas personas sufren de diabetes o están mal de salud. Ocurre porque no cuidamos nuestro cuerpo”.

Hay hábitos que están destruyendo nuestra vida espiritual. Este es un llamado a no rechazar lo que Jesucristo te está ofreciendo. Él nos habla constantemente porque hacemos caso omiso a su palabra. Él no te obliga sino que te llama.

Solicitó Hebreos 3:15 “Si oyereis hoy su voz, No endurezcáis vuestros corazones, como en la provocación”. De qué forma estamos provocando al Señor. “Por eso os digo que le provocamos cuando no llegamos a la iglesia, o nos alejamos del templo, nos dejamos contaminar con lo malo y le abrimos puerta a satanás que entra en nuestro espíritu y comienza a destruir nuestro cuerpo”.

“Dios nos llama para que le entreguemos nuestro cuerpo en sacrificio. Desea en el ámbito espiritual que le brindemos unas horas. Pero la mayoría de nuestro tiempo lo empleamos en asuntos que no edifican.  La Biblia dice que los hijos de Jehová son aquellos guiados por el Espíritu de Dios. El Señor quiere el 100% de nosotros. Su Palabra señala: “Amarás a Dios con toda tu fuerza y todo tu corazón”.  

Hay que estar dispuestos a cambiar. Si se puede. No rehúya. Hay que ser transformados por su gloria. Igual que Moisés cuando descendió de las montañas después de estar en oración por 40 días en oración con Jehová. Cuando descendió de la montaña su rostro brillaba.

Hay un famoso dicho: El que con lobo anda, aullar aprende pero el que camina con Cristo sus pasos son de victoria en victoria. Mi corazón es de Cristo si andamos con Él. Por eso les digo que el cambio es de actitud y de corazón. La voluntad de Dios te lleva a la madurez. No debes seguir tropezando en la vida.

Y para finalizar el Pastor Escobar subrayó: “Hay que cambiar de actitud y no seguir haciendo lo viejo. La voluntad de Dios es que tengamos una relación personal con el Hijo del Hombre. Él desea que seamos sus discípulos. El Señor tiene grandes cosas para su pueblo, no hay nada imposible para Él. Tenemos a nuestra disposición al Espíritu Santo. Debemos buscar que acercárnosle para aprender lo bueno y seguir las huellas de los pasos de Jesucristo”.

Anuncios